ISLAM: Ahl al Sunnah wal Yama'ah

En este lugar pretendemos dar información clara acerca de Ahl al Sunnah wal Yama'ah. Con absoluta fidelidad y obediencia a los principios islámicos traídos por inspiración Divina a nuestro Profeta salla Allah aleihi wa salam
 
ÍndiceÍndice  PortalPortal  RegistrarseRegistrarse  Conectarse  

Comparte | 
 

 La persecución del Profeta (sallalahu aleihi wasalam) por los idólatras y los hipócritas

Ir abajo 
AutorMensaje
Sunnah wal Yamaah
Admin
avatar

Cantidad de envíos : 666

MensajeTema: La persecución del Profeta (sallalahu aleihi wasalam) por los idólatras y los hipócritas   Jue Feb 16, 2012 11:28 am




La persecución del Profeta (sallalahu aleihi wasalam) por los idólatras y los hipócritas


(4421) Ibn Mas‘ûd relató: “(Cierto día) mientras el Mensajero de Allah (sallalahu aleihi wasalam) estaba rezando cerca de la Casa (la Ka‘bah), Abû Ÿahl y sus compañeros estaban sentados cerca. Entonces, refiriéndose a una camella que había sido sacrificada el día anterior, Abû Ÿahl dijo: ‘¿Quién se va a levantar a traer el feto de la camella de los banu fulano y se lo va a poner sobre los hombros de Muhammad cuando esté prosternado?’ El más desgraciado de la gente se levantó y lo trajo. Y cuando el Profeta (sallalahu aleihi wasalam) estaba prosternado se lo puso entre los hombros. Ellos se rieron inclinándose unos sobre otros. Yo estaba de pie mirando y me hubiera gustado tener el poder de haberlo sacado de la espalda del Mensajero de Allah (sallalahu aleihi wasalam). El Profeta (sallalahu aleihi wasalam) continuó prosternado sin levantar la cabeza. Hasta que un hombre fue y se lo contó a (su hija) Fátima.

Entonces ella, que era una jovencita, fue y se lo sacó. Luego se dirigió a ellos y los reprendió. Cuando el Profeta (sallalahu aleihi wasalam) terminó su oración, levantó su voz y rogó contra ellos. Cuando él suplicaba lo hacía tres veces, y cuando pedía lo hacía tres veces. Dijo tres veces:
«¡Oh Allah! Ocúpate de Quraysh (castigándolos por su impiedad)». Cuando ellos lo escucharon dejaron de reír; tenían miedo de sus ruegos. Luego dijo: «¡Oh Allah! Ocúpate de Abû Ÿahl ibn Hishâm, ‘Utbah ibn Rabî‘ah, Shaybah ibn Rabî‘ah, Al-Walîd ibn ‘Uqbah (1), Umayyah ibn Jalaf y ‘Uqbah ibn Abû Mu‘ayt (y mencionó una séptima persona pero no la memoricé)». Y por Aquel que envió a Muhammad (sallalahu aleihi wasalam) con la verdad, ciertamente yo vi a todos los que él mencionó muertos en el día de Badr y sus cuerpos arrastrados y arrojados en un pozo cerca del campo de batalla”. Abû Ishâq (uno de los transmisores) aclara: “Al-Walîd ibn ‘Uqbah ha sido mencionado equivocadamente en este hadiz”.

(4422) ‘Abdullah (ibn Mas‘ûd) relató: “(Cierto día) mientras el Mensajero de Allah (sallalahu aleihi wasalam) estaba prosternado (en la oración), habiendo alrededor suyo un grupo de qurayshíes, llegó ‘Uqbah ibn Abû Mu‘ayt con el feto de una camella y lo arrojó sobre la espalda del Mensajero de Allah (sallalahu aleihi wasalam), pero él no levantó la cabeza hasta que llegó Fátima, se lo sacó y reprendió al que lo había hecho. Entonces él dijo: «¡Oh Allah! Ocúpate de los principales (aristócratas) de Quraysh (castigándolos por su impiedad): Abû Ÿahl ibn Hishâm, ‘Utbah ibn Rabî‘ah, ‘Uqbah ibn Abû Mu‘ayt, Shaybah ibn Rabî‘ah, Umayyah ibn Jalaf y Ubayy ibn Jalaf (Shu‘bah, uno de los narradores, duda de la persona exacta)». Yo vi como los mataban a todos ellos el día de Badr y sus cadáveres eran arrojados en un pozo. Excepto el de Umayyah o de Ubayy que fue despedazado y no fue arrojado en el pozo”.



------ (1) Coinciden los sabios en que aquí hay un error de transcripción, y sería Al-Walîd ibn ‘Utbah, y no ibn ‘Uqbah, lo cual también aclara uno de los transmisores al final, y como se menciona en el hadiz 4423.


(4423) Abû Ishâq relató un hadiz parecido a través de otra cadena de transmisores y agregó: “A él le gustaba repetir tres veces sus ruegos y dijo: «¡Oh Allah! Ocúpate de Quraysh. ¡Oh Allah! Ocúpate de Quraysh. ¡Oh Allah! Ocúpate de Quraysh», tres veces”. Y entre ellos (los maldecidos) menciona a: Al-Walid ibn ‘Utbah y Umayyah ibn Jalaf, y no duda (de sus nombres), pero dice (Abû Ishâq): “Olvidé (el nombre de) el séptimo”.

(4424) ‘Abdullah relató: “El Mensajero de Allah (sallalahu aleihi wasalam) volvió su rostro hacia la Casa (la Ka‘bah) y rogó contra siete de los qurayshíes. Entre ellos: Abû Ÿahl, Umayyah ibn Jalaf, ‘Utbah ibn Rabî‘ah, Shaybah ibn Rabî‘ah y ‘Utbah ibn Abû Mu‘ayt. Y juro por Allah que los vi muertos en (el campo de batalla de) Badr; el sol ya había comenzado a descomponerlos, pues era un día caluroso”.

(4425) ‘Â’ishah, la esposa del Profeta (sallalahu aleihi wasalam), relató que le preguntó al Mensajero de Allah (sallalahu aleihi wasalam): “¡Oh Mensajero de Allah! ¿Has tenido un día más penoso que el día de Uhud?” Él le respondió: «He tenido encuentros (desagradables) con tu gente (e.d.: Quraysh). El trato más duro que he recibido de ellos fue en el día de Al-‘Aqabah.
Fue cuando me trasladé a lo de Ibn Abû Yâlîl ibn Abd Kulâl para invitarlo al Islam pero no me respondió como yo quería. Entonces partí con signos de preocupación en mi rostro (sin saber dónde ir), y no me recuperé hasta llegar a Qarn Al-Za‘âlib. Y entonces levanté mi cabeza y había una nube que arrojaba su sombra sobre mí. Miré y allí estaba Gabriel que me llamó. Dijo: ‘Ciertamente Allah, Poderoso y Majestuoso, ha escuchado lo que te ha dicho tu gente y cómo te han rechazado. Por eso te ha enviado al ángel de las montañas para que le ordenes lo que quieras con respecto a ellos’. Entonces el ángel de las montañas me llamó, me saludó y luego me dijo:
‘¡Oh Muhammad! Ciertamente Allah ha escuchado lo que tu gente te ha dicho. Yo soy el ángel de las montañas.
Tu Señor me ha enviado a ti para que me ordenes lo que quieras. Si tú quieres juntaré las dos montañas (1) y los aplastaré’. Entonces el Mensajero de Allah (sallalahu aleihi wasalam) le contestó: «Más bien espero que Allah extraiga de sus entrañas descendientes que adoren a Allah solamente, y que no Le asocien nada»” (2).


------ (1) Lit.: al-ajshabayn, dos montañas de Makka: Abu Qubays y la que está frente a ella.
------ (2)Este evento sucedió en el mes de Shawwâl en el décimo año del advenimiento de Muhammad como Mensajero de Allah, después de la muerte de Abû Tâlib y de Jadiÿah. El Profeta (sallalahu aleihi wasalam) fue a Ta’if e invitó al Islam a la tribu de Banû Zaqif, pero ellos no solo lo rechazaron sino que se burlaron de él y le arrojaron piedras que lo hirieron. Fue en este momento que apareció el ángel ofreciéndose a aplastar a esa gente con las montañas. El lugar mencionado en el hadiz: Qarn Al Za’alib, está a cierta distancia de Makka y es el miqat para la gente del Naÿd.


(4426) Ÿundub ibn Sufyân relató: “Un dedo del Mensajero de Allah (sallalahu aleihi wasalam) fue herido en uno de los encuentros, entonces dijo (en verso): «Tú eres simplemente un dedo que sangra / y lo que te ha sucedido ha sido por la causa de Allah»”.

(4427) Al-Aswad ibn Qays relató: “El Mensajero de Allah (sallalahu aleihi wasalam) estaba en una cueva cuando lo hirieron en el dedo” (2).

(4428) Al-Aswad ibn Qays relató que escuchó a Ÿundub ibn Sufyân decir: “(El ángel) Gabriel demoró (su asistencia) ante el Mensajero de Allah (para transmitirle la revelación) (sallalahu aleihi wasalam), y por eso los idólatras dijeron: ‘Muhammad ha sido abandonado’. Entonces Allah, Poderoso y Majestuoso, reveló: ‘!Por la mañana! !Por la noche cuando reina la calma! Tu Señor no te ha abandonado ni te aborrece...’ (93:1-3)”.

(4429) Al-Aswad ibn Qays relató: “Escuché a Ÿundub ibn Sufyân decir: ‘El Mensajero de Allah (sallalahu aleihi wasalam) se enfermó y no se levantó durante dos o tres noches (para la oración). Entonces una mujer (idólatra) fue a él y le dijo: ‘¡Oh Muhammad! Espero que tu demonio te haya abandonado ya que hace dos o tres noches que no lo veo acercarse a ti’ (3). Entonces Allah, Exaltado y Majestuoso, reveló: ‘!Por la mañana! !Por la noche cuando reina la calma! Tu Señor no te ha abandonado ni te aborrece’ (93:1-3)”.


------ (2) Según algunos comentaristas la palabra no es cueva (gar) sino expedición (gaz). Las la letra “râ’” se distingue de la “zay” sólo por un punto.
------ (3) Igual que en el hadiz anterior, este es un episodio de los orígenes de la misión del Profeta (sallalahu aleihi wasalam), cuando se produjo la bien conocida interrupción de la revelación. La mujer le menciona a “tu demonio” (shaytanuka) porque la opinión de los qurayshíes era que el Mensajero de Allah estaba poseído por un genio maligno que era el que le inspiraba sus dichos.


Sahih Muslim

.
Volver arriba Ir abajo
 
La persecución del Profeta (sallalahu aleihi wasalam) por los idólatras y los hipócritas
Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» El Profeta que vino del polvo. (canto X)
» Mevlid: Los Otomanos Reales se aferran a la Risalat del Bendito Profeta (asws)
» PROFETA ISAÍAS
» Salman Rushdie : Soy un hombre muerto
» ¿CONOCES CÓMO FUE EL PROFETA DEL ISLAM?

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
ISLAM: Ahl al Sunnah wal Yama'ah :: TEMAS :: El Profeta Muhammad saws // Profetas // Sahabas // Milagros de los Profetas // Revivir la Sunnah // Salaf as Saleh. :: El Profeta Muhammad saws-
Cambiar a: